A ley de uno.

El Cibao está cerca de celebrar, pero en San Francisco de Macorís. Inmediatamente en el partido siguiente, tras una derrota, los Gigantes del Cibao retomaron el control de lo que comenzaron al blanquear la noche de este viernes a las Águilas Cibaeñas 5 carreras por 0 y colocarse así a tan solo un partido de alcanzar el título de la liga otoño-invernal dominicana. La final, que se disputa a un 7-4, se encuentra 3-1, adelante el conjunto francomacorisano,un equipo que limitó a tres indiscutibles al conjunto aguilucho.

Richelson Peña estuvo imbatible en el montículo y tres jugadores de los Gigantes sonaron jonrones solitarios para darle comodidad a su lanzador abridor, con lo que acercan al conjunto francomacorisano a lo que sería su segunda corona del béisbol invernal dominicano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *